AGENCIA LIBERAL Y PERTENENCIA COMUNITARIA




Gonzalo Gamio Gehri


Que la categoría “cultura” constituye un elemento significativo en la construcción de la identidad es algo que nadie podría poner en duda, pero sí resulta polémico sostener cuán relevante es la pertenencia cultural en la formación de nuestro sentido del yo y en qué sentido ella puede (o no) resentir los poderes de nuestra razón práctica, la capacidad del agente de deliberar y elegir críticamente un modo de vida. Para los teóricos del desarrollo humano en la clave del enfoque de las capacidades, resulta evidente que el cuidado de la identidad requiere de espacios de libertad y reflexión, así como oportunidades para acceder a servicios de salud y educación que permitan la elección de una vida con sentido basada en razones que podamos exhibir y compartir. Una vida en la que el proyecto personal – los valores, las metas – sea fruto de la imposición de un grupo o sea definido de antemano por un líder social o religioso dista mucho de ser considerada una “vida plena” o una “vida de calidad”. En Identidad y violencia, Amartya Sen sostiene que la identidad no se “descubre”, si no que se “construye”: a pesar de que las circunstancias biográficas y el legado de las comunidades no elegidas es considerable e importante – pues constituyen el horizonte propio del discernimiento práctico – la potestad del agente de someter a revisión crítica la tradición es concebido como un derecho irrenunciable y a una inequívoca expresión de libertad cultural.

Sen considera que la suscripción de lo que llama “la ilusión del destino” – la presuposición de que la identidad se define en primera instancia desde la pertenencia cultural o la militancia religiosa, de modo que éstas imponen al yo determinados propósitos que el individuo no puede cuestionar o desafiar sin traicionarse a sí mismo – constituye una de las condiciones ideológicas de la violencia desatada luego los atentados del 11 de septiembre de 2001. Imponer una imagen del yo no susceptible de crítica, una imagen del sí mismo tan integrada a la comunidad que no puede examinar o reformular sus vínculos con ella. A juicio del autor indio, la tesis central de El choque de cibvilizaciones de Huntington asume esta postura ideológica, tan perjudicial para una concepción liberal de la agencia humana. Se trata de una perspectiva perfectamente compatible con los integrismos de diverso cuño que promueven la violencia en el mundo contemporáneo. La prédica de “guerras santas” – trátese de conflictos armados o de cruzadas de persecución ideológica – encuentra su raíz en la idea de que el sentido de quiénes somos se agota en un sistema de creencias mololítico e inrescrutable.

¿Cómo enfrentar este punto de vista? Sen sostiene que una de las estrategias que han observado las democracias occidentales ha consistido en apoyar y brindar espacios de interlocución a líderes religiosos tolerantes con otros credos y concepciones de la vida. No obstante, ésta no puede ser una solución que toque el núcleo del problema. Una manera de refutar a la ilusión del destino y erradicar la prédica nefasta de la Kulturñkampf  como eje hermenéutico de lo político pasa por prestar particular atención a la cuestión misma de la identidad.  Si comprendemos lo que significa ser un yo, las dimensiones de ese yo, caeremos en la cuenta de que nuestras identidades son plurales: el modo cómo nos ubicamos y orientamos en el espacio social posee diversas facetas.

Origen geográfico, cultura, nacionalidad, residencia, género, sexualidad, clase social, oficio, profesión, ideas políticas, religión, concepciones filosóficas y literarias, lealtades deportivas, etc. considerar que la identidad se forja únicamente en una fuente cultural o religiosa constituye una hipótesis falsa, basada en una simplificación teórica. Cada una de estas facetas del yo supone a su vez una forma puntual de vínculo social. A la pregunta acerca de cuáles entre estas facetas deben primar sobre las demás, Sen sostiene – en la clave del liberalismo político – que el orden jerárquico de tales dimensiones de la vida dependerá del discernimiento práctico del agente. No existe una jerarquía valorativa a priori en torno a que aspectos del yo tendrían que primar. Hay que dejar espacio para que el propio agente pueda deliberar y elegir qué formas de orientación prevalecen en su modo de vida

El reconocimiento de esta pluralidad de facetas identitarias constituye un primer paso en la tarea de desenmascarar y superar a la “ilusión del destino”. Potenciar el ejercicio de la razón práctica y generar espacios para ello – en la sociedad civil y en el sistema político – permitirán consolidar libertades básicas para acceder a una vida de calidad.

Continua a leggere

LA UNIVERSIDAD Y EL ESTUDIO PLURAL DE LA TEOLOGÍA


Gonzalo Gamio Gehri


Se ha dado a conocer – a través de un comunicado firmado por el Rectorado de la PUCP – la cuestionable (y poco ‘navideña’) decisión del Cardenal Juan Luis Cipriani de no renovar el mandato canónico de los profesores del Departamento de Teología de la Universidad. Lamentable decisión, pues, hasta donde se sabe, no se han hecho explícitas las razones espeíficas para excluir de la docencia a diez profesores de notable desempeño en sus materias, cultores de una teología plural y dialogante con el mundo y con la academia. Se trata de profesores completamente identificados con la PUCP, sus valores y su historia; en muchos casos, dictan clase desde los años sesenta. La PUCP es su hogar. Sólo se ha emitido una declaración general que no alude al caso particular de cada uno de los teólogos, sino al enfrentamiento con la Universidad.

El documento de la Universidad sostiene acertadamente que la medida es “infundada e injusta”. Resulta arbitraria, en tanto no se la justifica puntualmente- siendo en principio de carácter individual, y no colectiva – ni se han sieguido los pasos correspondientes (aviso, comunicación previa a los afectados, derecho a la defensa, amonestación, de existir un motivo probado, de acuerdo con los procedimientos y reglas vigentes). Completamente injusta, porque los profesores han desarrollado su labor docente en estricta observancia de los principios de la actividad científica y en conformidad con el espíritu del Evangelio y el magisterio de la Iglesia. Algunos comentaristas conservadores sugerirán que la medida podría deberse a que los teólogos de la PUCP son en su mayoría próximos al desarrollo de las teologías inductivas, en particular la teología de la liberación. Hay que responderles que la Iglesia universal ha señalado en fecha reciente que la teología de Gustavo Gutiérrez no está reñida con el Magisterio de Roma. Indicamos, además, que si esta fuera la razón para apartar a estos diez teólogos de la cátedra, esta medida se hubiera puesto en vigor muchísimo tiempo atrás, desde que Monseñor Cipriani fue elegido Arzobispo de Lima, por ejemplo. Sin embargo,  en catorce años, los teólogos de la Universidad han desempeñado su labor sin mayor  interferencia.

En parte, las declaraciones aparecidas hoy aclaran la situación. Esta desafortunada decisión debe ser interpretada en el contexto del conflicto existente entre el Arzobispado y la PUCP. El talante y la oportunidad de la medida hacen pensar que se trata de un intento más por ahogar y desestabilizar a la PUCP. Que esta notificación haya llegado al mediodía del día 21 de diciembre – en el preciso momento en el que la Universidad cerraba sus puertas por un mes – parece fortalecer dicha hipótesis. De ser cierta, simplemente pondría al descubierto un espíritu nada conciliador ni dialogante, un especial encono que procura debilitar a la Universidad aún al costo de sacrificar la formación teológica de los estudiantes en un espacio académico valioso.. El día de hoy aparecen en diversos medios de prensa declaraciones del Cardenal en las que sostiene que resultaría contradictorio que en la PUCP se dicte teología. No obstante, este argumento resulta altamente discutible. Se presupone falsamente que el dictado de la teología requiere un contexto de confesionalidad conservadora, cuando realmente la teología es una disciplina científica que tendría que tener un lugar en una institución universitaria (tanto si es religiosa o secular). Se confunde así, me temo, la teología con la catequesis o con el simple adoctrinamiento. No se toma en cuenta la situación de los teólogos involucrados en esta funesta decisión – se les perjudica y vulnera sus derechos en nombre de un juego de fuerzas político -, todos ellos de una incuestionable vocación intelectual y espiritual. Por otro lado, la medida va en contra del espíritu de la propia Iglesia Católica, que promueve sumar – y no restar – espacios en los que se pueda discutir rigurosamente la Revelación y el lugar del cristianismo en la cultura moderna, así como entablar un diálogo fecundo entre la razón y la fe. No tiene ningún sentido bloquear  la investigación teológica en una Universidad de calidad como la PUCP .

El comunicado indica que se establecerán los mecanismos para resolver el problema en lo relativo a lo académico. De momento, no se dictarán los cursos teológicos en el siguiente semeste 2013-I.  El documento recuerda además que, si bien el arzobispo capitalino tiene la potestad de renovar o no la licencia de los teólogos, los estatutos no le permiten tener injerencia alguna en el diseño del plan de estudios o en la contratación de docentes. Tiene el derecho de retirar o asignar la autorización, pero tendría que sustentarse – más allá de la pretensión de someter a la Universidad en una suerte de “estado de sitio” -; el formalismo aquí parece haber primado sobre el espíritu. La medida cardenalicia resulta deplorable porque coincide en el tiempo con el inicio de los trámites para convertir la Universidad San Ignacio de Loyola en una “universidad católica”, iniciativa que parece una simple estrategia de marketing, tratándose de una universidad que constituye un negocio más, una empresa en la que la única voz y decisión que cuenta de manera inapelable es la del dueño, y no una institución democrática basada en el consenso de las autoridades elegidas con participación de docentes, trabajadores y estudiantes. No se entiende qué relevancia puede tener para la Iglesia y para la comunidad intelectual  convertir la USIL en una universidad católica. Esta iniciativa parece, efectista y exclusivamente estratégica.

Como profesor y antiguo alumno de la PUCP, me entristece esta medida que aleja de las aulas – contra su voluntad – a notables académicos y personas de bien, teólogos plurales que, siguiendo el legado espiritual del Concilio Vaticano II, plantean un diálogo fecundo entre el cristianismo, las ciencias, y las concepciones del mundo y la sociedad. Estoy convencido de que esta medida daña profundamente a la Iglesia, institución que plantea la reflexión teológica no en términos de una conversación entre quienes piensan del mismo modo, sino que promueve dicha reflexión en el marco de un diálogo que convoca a todos los saberes y perspectivas racionales que acogen el llamado del lógos. Mi solidaridad y cariño con los teólogos de la PUCP. La Universidad – estoy absolutamente seguro – reconoce el valor  de su trabajo y su amor por la institución.

Continua a leggere

2012 Year in Review

With everyone doing their 2012 Best-ofs and highlights, we thought we’d hop on that bandwagon and repost the most popular Policy By the Numbers posts of 2012.

  • International Broadband Pricing Study: Dataset for public use by Ken Carter, Policy Counsel at Google (August 22, 2012). This post links to three Fusion Tables containing datasets of international broadband data.

  • More data about copyright removals in Transparency Report by Fred von Lohmann, Legal Director at Google (December 11, 2012). We announced an update to Google’s Transparency Report that enabled downloading the data on copyright removal requests for Google Search.

  • The Clothesline Paradox and the Hidden Economies of the Web by Nick Grossman, founder of the Connected Innovation Network and visiting scholar at the MIT Center for Civic Media (September 6, 2012). Grossman writes about Tim O’Reilly’s “clothesline paradox” and how we need to shift our thinking about measurement in order to quantify the web economy.

  • Modeling the Costs of Cloud vs. On-Premise Computing by Andrew McAfee, principal research scientist at the Center for Digital Business at the MIT Sloan School of Management (October 24, 2012). McAfee discusses a model that shows how cloud computing can cut costs for small- and medium-sized businesses.

  • Teacher Salary Project by Nineve Calegari, co-producer of American Teacher Project and co-founder of 826 Valencia and 826 National (March 9, 2012). Calegari explores the crisis of the American teacher and calls for policy change to support teachers.

  • Internet Outlook: Good by Derek Slater and Betsy Masiello, Policy Managers at Google (October 4, 2012). Slater and Masiello highlight a chapter in the OECD’s 2012 Internet Economy Outlook report on measuring the Internet economy.

  • Mapping the Ecology of Open Data Development by Viktor Mayer-Schönberger, Professor of Internet Governance and Regulation at the Oxford Internet Institute/Oxford University (October 25, 2012). Mayer-Schönberger discusses a report co-authored with Zarino Zappia on the ecosystem of open data app developers.

  • College sports should hook ‘em online by Patrick Ryan, Policy Counsel at Google (September 8, 2012). Ryan argues that colleges should use the web to broadcast sporting events to as wide an audience as possible.

  • Data Hangout on Air #4: Statistical Education (November 28, 2012). We hung out with professors Rob Gould (UCLA) and Chris Franklin (University of Georgia), who teach statistics to both college students and teachers, to talk to about the future of the discipline.

  • Modeling a Market for White Space by Kate Harrison, a graduate student, and Anant Sahai, an Associate Professor at UC Berkeley (November 29, 2012). Harrison and Sahai discuss their proof-of-concept market for television white space.

Wishing a very Happy New Year to all!


Continua a leggere

Mise à jour concernant l’utilisation du format d’annonce 300 x 600

Nous avons récemment lancé le nouveau format d’annonce 300 x 600, et nous sommes aujourd’hui heureux de constater que de nombreux éditeurs n’hésitent pas à l’essayer sur leurs pages. Après vous avoir présenté en détail ce bloc d’annonces 300 x 600, nous vous informons que nous allons bientôt mettre à jour notre règlement concernant son utilisation.

Ce nouveau format est le plus grand de tous nos blocs d’annonces disponibles. Nous voulons donc garantir que les annonces ne sont pas disproportionnées par rapport au contenu des sites des éditeurs. C’est la raison pour laquelle ces derniers ne pourront désormais insérer qu’un seul bloc d’annonces 300 x 600 (au maximum) sur chaque page. Si vous en avez ajouté plusieurs par page sur votre site, vous ne devrez en conserver qu’un par page après le 10 janvier 2013. Nous allons, sous peu, également envoyer des notifications par e-mail aux éditeurs concernés, leur demandant de respecter ce nouveau point du règlement.

Veuillez noter que le nombre maximal de blocs d’annonces AdSense pour les pages de contenu est toujours de trois par page. Vous pouvez donc ajouter un bloc d’annonces 300 x 600 et jusqu’à deux autres formats sur une même page. Comme toujours, vous devez veiller à prendre en compte à la fois l’expérience des internautes et celle des annonceurs lorsque vous ajoutez des blocs d’annonces supplémentaires à vos pages.

Nous vous remercions d’avance pour votre compréhension et votre aide concernant l’application de cette mise à jour. Nous vous sommes reconnaissants de nous avoir envoyé tous ces commentaires et retours positifs concernant ce nouveau format d’annonce. Nous allons continuer à développer de nouveaux formats et nous vous tiendrons informés de nos prochaines innovations. Pour plus d’informations sur le règlement AdSense, veuillez consulter notre centre d’aide.

Posté par Charles Huang, Policy Associate

Continua a leggere

Témoignages locaux : 30 % de croissance pour Qué Tiempo en passant au mobile

Les ventes de smartphones et le trafic généré à partir des mobiles sont en constante augmentation. C’est pourquoi l’élaboration d’une stratégie axée sur les mobiles devient chaque jour plus importante pour les éditeurs Web. Pourtant, seul 1 éditeur AdSense sur 10 dispose d’une version de son site adaptée aux mobiles. Afin d’encourager d’autres éditeurs à passer au mobile, Ángel Hernández et Manuel Lebrón, propriétaires du site Qué Tiempo, nous ont apporté leur témoignage.

Qué Tiempo est un site espagnol qui diffuse les prévisions météorologiques pour l’ensemble de la planète. Ángel et Manuel sont devenus des éditeurs AdSense en 2007. Au fil des années, grâce à leur investissement au niveau du contenu, à l’optimisation de leurs annonces et à l’augmentation de leur trafic, ils ont réussi à mettre en place une équipe de plus de 20 employés et à investir dans de nouveaux projets.

Dès 2008, ils ont pu constater via Google Analytics que le trafic en provenance des appareils mobiles était en augmentation. Ils ont alors décidé de développer quetiempo.es/mobile en interne.

Leur trafic généré à partir des mobiles a ainsi augmenté de 20 % ces deux dernières années. De nouveaux mobinautes découvrent la version de leur site pour mobile, alors que celle pour ordinateur connaît elle-même une croissance de 10 % chaque année. Le trafic généré à partir des mobiles vient donc s’ajouter, et non se substituer, à celui généré depuis les ordinateurs. L’utilisation du mobile est complémentaire à celle de l’ordinateur.

Grâce à l’augmentation du trafic généré depuis les mobiles et à une mise en œuvre réussie de leurs annonces, les revenus quotidiens du site Qué Tiempo ont augmenté de 30 %. Le CTR du leaderboard au format 320 x 50 figurant sur leur site pour mobile est désormais le double de celui généré par les annonces à destination des ordinateurs. De plus, le CPC de leurs annonces pour mobile est deux fois supérieur à celui des annonces pour ordinateur.

L’équipe de Qué Tiempo consacre désormais une grande part de son énergie à améliorer son site pour mobile avec des fonctionnalités telles que le ciblage géographique, qui permet de diffuser des prévisions météorologiques précises et spécifiques au lieu où se trouve l’utilisateur.  

“Nous encourageons les autres éditeurs à concevoir un site adapté aux mobiles, non seulement parce que celui-ci leur permettra d’augmenter rapidement leurs revenus grâce aux formats Google AdSense pour mobile à leur disposition, mais surtout parce que l’avenir de leur entreprise sur le Web repose sur leur stratégie pour mobile. Et ce marché offre des perspectives vertigineuses”.

Publié par Alicia Escriba – Équipe Inside AdSense

Ces informations sont à jour en date du 28 décembre 2012.

Continua a leggere

LA FILOSOFÍA COMO VOCACIÓN

Gonzalo Gamio Gehri

La pregunta acerca de qué es la filosofía y qué podemos hacer con ella constituye una cuestión de difícil solución. Yo me inclino por una interpretación “socrática” de la filosofía, como una actividad que consiste en examinar críticamente las suposiciones y los juicios con los que se pretende organizar el mundo u orientar la vida. Es obvio que ésta no es la única concepción de la filosofía a la que uno puede recurrir, pero tiene la ventaja de situar la filosofía en el espacio más amplio de la discusión pública, no sólo se la plantea como una dimensión importante de la vida universitaria. Su lugar está en las calles – como Sócrates quería – y no sólo en las aulas de una especialidad académica. Su misión es contribuir a construir (o preservar) el ágora, el espacio de conversación.
El desarrollo estrictamente académico de la filosofía me parece fundamental – y es una parte esencial de mi vida como investigador y profesor universitario -, pero sería insensato renunciar sin más a la dimensión pública de la filosofía, concebida como una forma de interrogación y como vindicación de una ‘vida examinada’ (a la que contribuyen asimismo las demás ciencias). No creo sensato ni sano pensar en la filosofía solamente como una actividad autárquica e hiperesécializada. Veo que algunos espacios filosóficos virtuales (en su mayoría blogs) se complacen en esa autosuficiencia; en otros veo simple y llana confusión: hace poco leí en un enrarecido blog, supuestamente “postmoderno”, que su dueño afirmaba absurdamente que lo que buscaba era fundamentalmente “hacerse famoso con la filosofía”. La verdad es que  la magnitud del patetismo y la banalidad de aquel despropósito me desconcertó – pues ya rozaba lo caricaturesco -; si algo brillaba por su ausencia en esa desorbitada declaración, era precisamente la disposición para la filosofía ¿Quién elige estudiar filosofía para hacerse ” famoso”? No pude evitar pensar que – si lo que buscaba era un poco de fama – quizás esa persona debió esforzarse por convertirse en presentador de TV, postular al Congreso, o participar en un Reality Show. La filosofía no va por allí; sirve a otra clase de propósitos. 
La filosofía se ocupa del examen crítico de diversas formas de interpretación del mundo y la vida, tanto en el ámbito público como en el de los diferentes escenarios de la vida de uno mismo. El esclarecimiento de la experiencia (la “cosa misma” de Hegel y de Husserl) siempre fue un propósito filosófico fundamental. Constituye un error considerar que la filosofía consiste en un estudio doxográfico, saber y discutir qué pensaban realmente Herder,  Murdoch y Wittgenstein, y otros. Evidentemente, quien se forma en este campo requiere conocer con precisión el pensamiento de éstos autores y otros, pero se trata sólo de una herramienta para adentrarse en los problemas. Dialogar con la tradición filosófica nos prepara para desarrollar la capacidad de plantear y responder nuestras propias preguntas filosóficas. Eso lo aprendí de la lectura directa de los filósofos, y también del buen ejemplo de mis maestros, que promovían a la vez el conocimiento de las fuentes y el cultivo del pensamiento propio. Cuando algunas personas me preguntan las razones por las que yo y muchos colegas no solemos “hablar de filosofía” fuera de clase – en reuniones informales, por ejemplo -, lo que yo suelo decir es que lo que no hacemos es recordar explícitamente las citas bibliográficas de los filósofos – eso no equivale estrictamente a hablar de filosofía -, pero que quien tiene genuina vocación hace filosofía siempre, cuando conversa sobre política o comenta novelas o películas, no exclusivamente cuando uno hace referencias explícitas a la filosofía bosquejada por especialistas. La atención a los problemas mismos, la devoción por el argumento riguroso, constituyen el rasgo de identidad propio de la filosofía.
¿La filosofía es un “trabajo”, es una “actividad profesional”? Bueno, existe una especialidad académica, y existen personas que – como yo mismo – se dedican a la docencia universitaria en esta materia. Considero que la enseñanza filosófica es un honor y un privilegio. Una vocación con todas sus letras. Pero también la filosofía es una forma de vida que te acompaña donde estés, dentro y fuera de las aulas. No es un “oficio”  , un “trabajo” más que uno ejerce la mitad del día, es un modo de pensar y de encarar el mundo. Quien afirma que la universidad es el único espacio de la filosofía no expresa una verdad; olvida precisamente el núcleo de la herencia socrática; recordemos asimismo el elemento actitudinal y práctico de la filosofía. Es preciso reconocer la filosofía como una actividad crítica y no confundirla con alguna forma de doctrina (religiosa, ideológica o de cualquier especie) que la distorsione sin remedido. Como indica la Apología de Sócrates, la filosofía constituye el tábano que aspira a promover el despertar de la razón en la vida de la gente.

Continua a leggere

El alma podrida de El País (o Mourinho como Tersites)

Nada menos que en un editorial, El País sigue con su lamentable trayectoria de vituperar a Mourinho.  Desde sus páginas le han llamado de todo, incluso “nazi”, y sus colaboradores no pierden oportunidad para calumniarlo, comparándolo por ejemplo con Mussolini.

El insulto de hoy pretende ser más intelectual, culterano, pero como suele ocurrir entre los pedantuelos finalmente se revuelve la descalificación contra el analfabeto con ínfulas que compara al entrenador portugués con Tersites.

Tersites es mencionado en el canto II de la Ilíada. Es el único entre el pueblo llano que se atreve a enfrentarse con los reyes griegos para reclamarles que den por terminada la absurda guerra contra Troya y así puedan volver en paz a sus hogares.  El astuto y retórico Ulises pierde por una vez los estribos y no encuentra más respuesta contra el sensato discurso de Tersites que golpearlo para que se calle y le amenaza con la muerte como siga hablando.
Homero pinta al pacifista Tersites como el más feo y horrible de los hombres, a diferencia de los bellos y apolíneos héroes, como Aquiles Agamenón, que  están deseando ir a la guerra.  Sin embargo, cabe sospechar que es precisamente a través de la figura deforme y patizamba de ese bocazas que dice la verdad cuando el poeta nos transmite su propio punto de vista.
Esto es lo que han visto desde entonces la mayor parte de los filósofos, de Hegel a Bordieu pasando por Nietzsche, que han valorado el coraje de Tersites en cuanto que “tribuno de la plebe”, un crítico de los poderes establecidos que no respeta las jerarquías basadas en los privilegios y los mitos que justifican situaciones injustas.
Es sintomático que el que debiera ser una figura emblemática para un periódico de izquierdas – un crítico social como Tersites que reclama el derecho a la libertad de palabra y la igualdad ante las leyes, tanto la isegoría como la isonomía- sea empleado como una figura para la difamación y el insulto, mientras que, por el contrario, se apoya el pensamiento supersticioso de defender a una figura mítica por el mero hecho de ser eso, un mito.
Efectivamente, Mourinho es como Tersites, alguien que dice la verdad, que no se calla ante los poderosos de la prensa convertida en poder fáctico, que desafía el orden establecido y que tiene que sufrir la violencia verbal de aquellos que, como los periodistas de la sección de Deportes de El País en pleno y ahora su editorialista, sueñan con alguien que como Ulises vaya más allá y:
“Tal dijo, y con el cetro diole un golpe en la espalda y los hombros. Tersites se encorvó, mientras una gruesa lágrima caía de sus ojos y un cruento cardenal aparecía en su espalda por bajo del áureo cetro: Sentóse, turbado y dolorido; miró a todos con aire de simple, y se enjugó las lágrimas. Ellos, aunque afligidos, rieron con gusto y no faltó quien dijera a su vecino:

—¡Oh dioses! Muchas cosas buenas hizo Odiseo, ya dando consejos saludables, ya preparando la guerra; pero esto es lo mejor que ha realizado entre los argivos: hacer callar al insolente charlatán, cuyo ánimo osado no le impulsará en lo sucesivo a zaherir con injuriosas palabras a los reyes.”

El País, convertido ahora en psicólogo teologal rebusca en el alma del hereje portugués, siguiendo la vieja tradición inquisitorial española, y encuentra sin darse cuenta, como sucedió con todos los Torquemadas que han sido, no el alma de nadie sino el propio reflejo de sí mismo. Continua a leggere

Pubblicato in Senza categoria

Mourinho debe quedarse. Y Casillas, ser su portero.

Moneyball no es una película sobre beisbol sino sobre cómo cambiar la mentalidad de un equipo a partir de la aplicación de un método revolucionario.  Una dinámica es perdedora cuando está basada en una actitud derrotista y unos principios estratégicos equivocados.  Por ello, el manager protagonizado por Brad Pitt confía cambiar el rumbo de su equipo adocenado despidiendo a todos aquellos “expertos” que creen saber basándose en la tradición y, en realidad, no hacen sino llamar “experiencia” a un cúmulo de prejuicios y pseudo razonamientos.  El subtítulo de la película es “Rompiendo las reglas”.  Y no cabe duda de que Mourinho no sólo ha roto muchas reglas sino que también ha pisado muchos callos.  Lo primero suele llevar a lo segundo, como hacer tortillas a romper huevos.

Actualmente la afición madridista es lo más parecido a la alegoría de la caverna de Platón, donde unos prisioneros que no eran conscientes de su situación esclava se dejan llevar por las falsas imágenes que agitan unos manipuladores de marionetas a sus espaldas.  Un ejemplo de esta manipulación la encontramos en el diario Marca donde se titula

Y lo peor es que la calidad periodística de esta pseudo información, que confunde una votación sin ningún rigor científico (se podían haber estirado un poco haciendo una encuesta de verdad con una muestra representativa. Pero eso exige profesionalidad y a lo mejor hubiera salido un resultado no compatible con sus intereses) con lo que quiere la afición madridista, se repite una y otra vez en sus páginas.  Además de en la de otros diarios y secciones deportivas como mostré en De Nietzsche a Mourinho, en lo que constituye una suplantación de la búsqueda de una información veraz y objetiva por una campaña de acoso y derribo que, aunque padecieron en su día otros entrenadores especialmente del Real Madrid, ha alcanzado con Mourinho un punto álgido de violencia verbal e intolerancia, paradójicamente remedando una de las acusaciones más repetidas contra el entrenador portugués.
La gota que aparentemente ha colmado el vaso de la “afición” madridista ha sido la suplencia de Iker Casillas.  Es cierto que hay dos posiciones en los equipos que no suele ser recomendable tocar, la de portero y la delantero centro, debido a que su cercanía al gol los hace ser más susceptibles a la pérdida de confianza, por lo que necesitan un suplemento de apoyo y de incentivo moral por parte del entrenador y la afición.  Pero Mourinho ha demostrado respecto de la pareja Benzema/Higuaín que cree más bien en otro criterio: la virtud de la competencia por un mismo puesto para garantizar un grado óptimo de tensión.  Y bajo dicha hipótesis no cabe duda de que también Casillas, para mejorar su competitividad, debe ser sometido a la misma posibilidad de ser sustituido que el resto de sus compañeros.
Pero, por otra parte, en la figura de Casillas se suma que se ha ganado para la afición madridista el valor de icono y dentro del vestuario el estatuto de “vaca sagrada”.  Ya sabemos el papel que juega el fútbol  como sustitutivo de la superstición religiosa y de la mentalidad nacionalista.  De ahí que para muchos se haya convertido en una especie de santo laico y, en consecuencia, la acción de Mourinho en lugar de ser sometida al análisis racional se haya interpretado en clave religiosa como si hubiera sido una herejía.  
Además, como decía, Casillas es una “vaca sagrada” dentro del vestuario y, como en todos lados, constituye un poder fáctico que se considera poseedor de ciertos privilegios (“derechos adquiridos” los llaman los funcionarios) y es remiso a las innovaciones.  Por citar sólo la historia reciente del Real Madrid baste recordar el tapón que ejercieron la generación de Juanito respecto de la Quinta del Buitre y, posteriormente, cómo la generación de Míchel se constituyó en la dueña del vestuario con el poder de echar a entrenadores cuando ellos quisieran.  El colmo de esta situación fue la consecución de la Champions por el equipo de Mijatovic y compañía, cuando ignoraban sistemáticamente a Jupp Heinckes y se dedicaban más a ligar que a entrenar.  Juanma Rodríguez, una rara avis en el periodismo deportivo español ya que formula juicios fundamentados en datos, muestra en su blog la “místerfagia” del club blanco, .
Lo que está en juego en un Real Madrid con la liga casi perdida, pero con el resto de posibilidades intactas en el resto de competiciones, es quién manda en el club: si el presidente y el entrenador, por un lado, o una prensa que no perdona a una personalidad que no se pliega a su influencia y cierta parte de la plantilla que se ha relajado una vez que ha conseguido la liga.
Mourinho es el mejor entrenador y Casillas el mejor portero que pueden tener el Real Madrid.  Pero es Mourinho el que debe hacer que todos rindan a su máximo nivel, utilizando los métodos que crea más convenientes para ello.  Y si debe sentar a un mito como Casillas, que no está ni mucho menos en el final de su carrera (después de Brasil 2014 dejará la selección) pero que como muestra la estadística (el asunto central de Moneyball, por cierto) no pasa por su mejor momento, pues se trata de respetar su decisión, analizándola sine ira et studio y no de rasgarse las vestiduras histéricamente.  Por parte de Florentino Pérez también se trata de comprobar si ha aprendido la lección de que cuando se ha iniciado un proyecto a largo plazo no se deben tomar decisiones escuchando los cantos de sirenas populistas, demagogas y, además, feas.  El Madrid necesita su Alex Ferguson, su Johan Cruyff… alguien que sepa tanto de fútbol como poseedor de una hiriente personalidad para no dejarse intimidar por los sanedrines radiofónicos que se parecen más al camarote de los hermanos Marx -en lo confuso, no en lo divertido- que a la vanguardia del proletariado (futbolístico) de Karl Marx.
PD.  Al menos Alfredo Di Stéfano sí lo tiene claro en el diario Marca:
PD.  Lo mismo que Mourinho ha hecho con Casillas, lo lleva realizando Tito Vilanova con David Villa de forma continuada y antes que él, Guardiola.  Pero con Villa no se cumplen los requisitos de “mito” para la afición ni es una “vaca sagrada” dentro del vestuario, dado que Messi ejerce de “buey mudo” como un nuevo Santo Tomás de Aquino del balón. Que le pregunten a Ibra…  Además, Vilanova, como antes Guardiola, no sólo no es inquisitorialmente perseguido por la prensa “amiga” y “enemiga” sino que además recibe un trato de favor…

Continua a leggere

Pubblicato in Senza categoria